DOLLA ORDENA CAMBIO DE INSTRUCTOR EN ASUNTO DE LA PALMA


Sobre papel de oficio  con escudo y membrete de la Comandancia General de las Islas Canarias, consta este texto:

 Sírvase V.S. remitirme el expediente relativo al asunto de La Palma, con el fin de que una vez visto por mi, pasarlo al Teniente Coronel de Infantería, DON JOSÉ MARIA DEL CAMPO TAVERNILLA, para que con el carácter de Juez Instructor, lo continúe.

Santa Cruz de Tenerife 24 de Octubre de 1936.

Angel Dolla

[Firma rubricada del general ÁNGEL DOLLA LAHOZ]

 

[Al pie]

SR. JUEZ INSTRUCTOR, TENIENTE CORONEL DE INGENIEROS, DON ENRIQUE ROLANDI PERA.

PLAZA

 

Cfr.: Causa 76 de 1936 [3909-158-31].- Folio 132.

MAGISTRADO RICARDO ALCAIDE DIEZ EMITE OPINION POR ESCRITO


 

207

Don Ricardo Alcaide y Diez Magistrado de la Audiencia Provincial de esta Capital designado Asesor para el Consejo de Guerra dimanante de la causa número 76 del año 1936 contra Don Baltasar Gómez Navarro, cumpliendo lo mandado al efecto emite su opinión por escrito.

De las pruebas aportadas y practicadas en el acto de la vista resulta que con motivo del movimiento Nacionalista que proyectara en esta Capital el Excmo. Sr. General Don Francisco Franco Bahamonde varios días antes del 18 de Julio pasado, encomendó al procesado Comandante de Infantería Don Baltasar Gómez Navarro la misión de marchar a la Isla de La Palma donde debía permanecer hasta tener noticias comprobadas de haberse declarado el estado de guerra en el Archipielago o Provincia de Tenerife en cuyo momento se encargaría de la comandancia Militar de dicha Plaza, y procediera a la publicación del bando declarando el estado de Guerra ejerciera el Mando de todas las fuerzas de orden público pero continuando en el mando de las Tropas del regimiento de Infantería destacadas el Capitán que hasta entonces desempeñaba la comandancia. En cumplimiento de tal comisión el referido Comandante Sr. Gómez Navarro marchó a la Isla de La Palma y el día 18 de Julio pasado sobre las dos de la tarde como circulase públicamente la noticia de que se había declarado el Estado de guerra en las Provincias de Tenerife y Las Palmas lo que llego a conocimiento del Sr. Navarro se dirigió al Cuartel de Infantería en donde se contaba con unos treinta hombres incluídos clases y soldados tomando medidas, dando ordenes y disposiciones, a fin de que a las veintidos horas saliesen las fuerza a publicar el estado de Guerra lo que después no tuvo realidad por si la fuerza de la Guiardia Civil no cumplió con las ordenes que se le diesen encerrándose en el Cuartel con la fuerza en vista de que se supo que el Pueblo estaba armado quedando por cumplir su deber Militar hasta el día veinticinco siguiente que con motivo de la llegada a la Población del Cañonero “Canalejas” conduciendo una Compañía de Infantería la que desembarcaron llego a los puntos o sitios que estimó oportunos sin encontrar resistencia alguna saliendo del Cuartel la fuerza al mando del Sr. Navarro y publicándose el Bando y tomando cuantas medidas Militares estimó oportunas.

El hecho relatado es constitutivo de un delito de negligencia previsto y penado en el artículo 277 del Código de Justicia Militar en su párrafo segundo.-

Procede imponer la pena de prisión militar correccional, cuya extensión es de SEIS meses y UN día a SEIS años y en el presente caso el mínimum.-

Santa Cruz de Tenerife, 30 de diciembre de 1936.-

Ricardo Alcaide

13 DE SEPTIEMBRE DE 1936


La Causa número 76 de 1936, fue instruida para el esclarecimiento de los hechos ocurridos en Santa Cruz de La Palma entre los días dieciocho de julio al veinticinco del mismo mes, siendo procesado el Comandante de Infantería BALTASAR GÓMEZ NAVARRO, por el delito de negligencia.

Las actuaciones de esta Causa 76/1936 habían sido iniciadas el 28 de julio de 1936, por Enrique Rolandi Pera, Teniente Coronel de Ingenieros, en calidad de Juez Instructor, habiendo designado Secretario al Teniente de Ingenieros Arturo Navarro Millán.

El Teniente Coronel Rolandi sería posteriormente reemplazado por el Teniente Coronel de Infantería José María del Campo Tabernilla, en la tarea de Juez Instructor. Y el Teniente Navarro sería sustituido por Eleuterio Revilla Campo, Teniente del Regimiento de Infantería Tenerife.

Al folio 100 de esta Causa 76/1936, tras la orden, fechada en 31 de agosto de 1936, del Auditor JOSÉ SAMSÓ HENRÍQUEZ, viene el Informe datado el 13 de septiembre de 1936, del fiscal Lorenzo Martínez Fuset, signado con su personalísima e inequívoca firma, al final del folio 101.

 M.8,833,528

100

Santa Cruz de Tenerife a 31 de Agosto de mil novecientos treinta y seis.

Pase esta causa nº 76 del 1936, al Sr. Fiscal Juridico Militar a los fines de informe.

El Auditor

José Samsó

[Firma rubricada]

 

Señor Auditor.

EL FISCAL, en la causa numero 76 del registro de esta Auditoria, dice:

Que interesa la vuelta de las presentes actuaciones a su Instructor a fin de que tome nueva declaración al comandante Sr. Gomez Navarro y Capitan Sr. Fernandez y Fernandez, con objeto de acreditar debidamente las instrucciones en virtud de las cuales el primero de ellos debía hacerse cargo de la Comandancia Militar de la Isla de La Palma, momento en que tuvo el segundo, como Jefe del destacamento conocimiento de aquellas, acatamiento dado a las mismas, y causas por las que no se proclamó inmediatamente de conocerse por rumores públicos la situación de la Isla de Tenerife, el estado de guerra en la Plaza de santa Cruz de La Palma, aguardando a que transcurriese un número de horas, que si bien facilitaban la concentración de los soldados ausentes del Cuartel eran excesivas dada la índole de los acontecimientos.

Independientemente de la acreditación de tales extremos serán examinados los mencionados Jefe y Oficial a tenor del siguiente interrogatorio:

Comandante Sr. Gomez Navarro.

A)- – – Porque desistió de seguir a la escucha de la estación de radio Tenerife tan pronto como el Oficial Sr. Alarcó, deponente al folio 52, se lo rogara, siendo así que dada la comisión que tenia y la fecha en que se verificó tal visita y hora en que se diese por terminada podía conciliar aquellos requerimientos con interpretaciones torcidas.

B)- – – Si no tenia otra estación para conocer las instrucciones que debiera recibir de Tenerife, mas que por la estación del centro de Telégrafos.

C)- – – Si desde el dia diez y ocho hasta el veinticinco no hubo un solo instante en que pudiera dar cumplimiento a las instrucciones que tuviera.

D)- – – Si recibió durante tales días y en forma al Teniente de la Guardia Civil Sr. Canales Maeso, y en caso contrario porqué no lo hizo.

E)- – – Como explica el que teniendo contacto a través de uno ó de varios soldados con los elementos que hacían provisiones, no se valiera de algunos de ellos para enviar recado al Teniente de la guardia civil para realizar una labor conjunta, y por el contrario y al no acudir dicho Oficial a la hora que se le ordenó dejó sin formular la advertencia de reservarse las medidas oportunas, tanto mas cuanto que el ordenanza de caballo de dicho Oficial iba todos los días, al Cuartel.

F)- – – Que extremos fueron objeto de la conversación que sostuviera con el entonces Delegado Gubernativo, y el cual le visitó en el cuartel según manifiesta el testigo Domingo Rodriguez Hernandez (folio 50 y 51 vuelto), y si en dicho dialogo le fue hecho al requerimiento por aquel para que no saliese.

G)- – – Porqué una vez publicado el Estado de Guerra y en posesión del cargo de Comandante Militar de la Isla, rogó fuesen a los Sauces las

M.8,833,529

101

fuerzas desembarcadas en lugar de ordenar lo conveniente con las que lo estaban a sus órdenes.

H)- – – Como dice en su declaración de folio 20 al 23, y mas concretamente en la primera contestación de la obrante al 22 que se dirigió a ocupar el Ayuntamiento siendo así que con anterioridad se le había hablado por teléfono desde dicho edificio.

I)- – – Por quien sabia que se realizaban detenciones por los extremistas y que se colocaba dinamita en el cuartel durante la noche la que era retirada durante el dia y como explica que en el estado de efervescencia frente a las personas de orden, se siguiera funcionando por el Juez de Instrucción quien acordando libertades de elementos de falange eran estas cumplimentadas.

J)- – – Porqué dijo al comunicante por teléfono desde el Ayuntamiento que SI QUERIAN IRIAN LAS FUERZAS PEROS SI QUE SALIAN CREIAN QUE HABRIA JALEO.

k)- – – Porqué en la madrugada del veintiséis se hizo fuego sobre algunos oficiales hasta interponerse el Capitan Sr. Treytos, con lo cual se dieron por terminadas las varias descargas que se hi-cieron y si tomó providencia sobre quien ordenó hacerlo.

L)- – – Si ordenó las libertades de individuos que se citan a folio 65 y en vista de que antecedentes.

CAPITAN SR. FERNANDEZ Y FERNANDEZ.

A tenor de las preguntas contenidas en el interrogatorio anterior y que se señalan con las letras C), E) y K), con mas las que el Instructor estime pertinentes para puntualizar en virtud de que ofertas el entonces Delegado Gubernativo (folio 53) ofreció no cortarles el suministro de agua y el de víveres en la conversación que tuvo con el deponente; y porqué preguntó al Capitan de Infanteria si se podía abrir la puerta del cuartel siendo así que estaba en las inmediaciones el Oficial a quien se dirigía y que sentido le dio a la frase que su interlocutor le dirigiera de si tenia la llave que lo hiciese, tanto mas cuanto que diariamente se hacia suministro.

Con vista a las contestaciones que se formulen a los interrogatorios anteriores, el Instructor procederá a dictar el oportuno auto de procesamiento con libertad de criterio, ya que existen indicios mas que suficientes para estimar una conducta criminosa en cuanto al cumplimiento de órdenes recibidas ó delegadas en su caso.

Antes de elevarse las actuaciones en consulta se esclarecerá la contestación última de la declaración rendida por el Oficial de la Guardia a folio 43, y vuelto, ya que los términos en que se concibe no son suficientes explícitos al fin de esclarecimiento perseguido.

Paralelamente se solicitará de esta Comandancia el telegrama que se dice retenido por el Oficial de Telegrafos Sr. Alarcó comprobándose el dia y hora en que se retuvo y a la hora en que normalmente debió entregarse.

OTRO SI DIGO: Que siendo un tanto de extrañar los términos en que se verifica la comparecencia del declarante de folio 86 y siguientes el que se produce en forma de descargo sobre imputaciones que parecen conocidas, lo pongo en conocimiento de su autoridad a los fines oportunos.

OTRO SI DIGO: Que entiende este Ministerio con vista de la información practicada y unidad a folio 79 a 85, debe decretarse la libertad del Guardia Jesús Requejo Gonzalez.

Santa Cruz de Tenerife a 13 de Septiembre de 1.936.

EL FISCAL.

LM Fuset

[Firma rubricada]

 

A la izquierda de la peculiar firma abreviada de LORENZO MARTÍNEZ FUSET, hay un sello en tinta con la leyenda FISCALIA JURIDICO MILITAR CANARIAS, rodeando el emblema del Cuerpo Jurídico Militar.

Asimismo, a la izquierda de la rubricada firma del Auditor JOSÉ SAMSÓ HENRÍQUEZ, hay un sello en tinta con la leyenda AUDITORIA DE GUERRA DE CANARIAS * Santa Cruz de Tenerife, rodeando el emblema del Cuerpo Jurídico Militar.