DECLARACIONES DE EVARISTA PÉREZ Y MANUEL PÉREZ


M.8,857,868

59

A C T A ;- En Santa Cruz de Tenerife, a veintiocho de Noviembre de mil novecientos treinta y seis.- A tenor de lo establecido en la regla tercera, del artículo 643 del Código de Justicia Militar, el Señor Juez, acordó levantar la presente acta, y que comparecieran sucesivamente los testigos y encartados, y habiendo-lo verificado

EVARISTA PEREZ DIAZ, fue advertida que iba a prestar declaración, exhortada a decir verdad é interrogada por las generales, dijo; Que se llama como queda dicho, ser natural de Guimar, provincia de Tenerife, de cuarenta y nueve años, su profesión las propias de su clase, soltera, domiciliada en santa Cruz de Tenerife, en el Pasaje de Alvarez, Barrio de Buenavista, y a la que no le comprenden las demás generales de la Ley.-

PREGUNTADA CONVENIENTEMENTE dujo;  Que no puede precisar lo que en la tarde del día diez y ocho de Julio último, hizo el paisano ANTONIO ESPINOSA, ya que cuando la dicente regresa a su casa, , después de volver de su trabajo, se dedica a los que haceresdde su casa, y que por consiguientes no se entera de lo que el repetido AN)Ttonio hizo, ya que además, por no llevar confianza con su vecino por no simpatizar con la dicente.- Que no tiene mas que decir.-

Se la leyó, se afirma, no la frm por no saber, estampando la huella digital del dedo pulgar de la mano derecha.-

[Huella dactilar en color rojo] 

Seguidamente compareció, el que advertido de que iba a prestar declaración, exhortado a decir verdad é interrogado por las generales de la Ley, dijo que se llama

MANUEL PEREZ HERNANDEZ, de diez y siete años de edad, soltero, barbero, natural de Guimar, domiciliado en ésta Capital, calle del Pasaje de Alvarez número tres, y al que no le comprenden las demás generales de la Ley.

PREGUNTADO; Si puede precisar lo que en la tarde del dia diez y ocho de Julio ultimo, y después de las seis y media de la tarde hizo su vecino el paisano ANTONIO ESPINOSA H-asta las diez de la noche, dijo; Que no sabe lo que durante dichas horas pudo haber hecho dicho individuo ya que después de las siete, momento en que estuvo contando al dicente los hechos ocurridos en la Plaza de la Constitución, no volvió a verle, no conociendo, lo que después de dicha hora pudo haber hecho, ni saber donde estuvo.- Que no tiene mas que decir.-

La leyó, se afirma y la firma.

Manuel Perez

[Firma rubricada]

Cfr.:

Folio 59 de la 3ª Pieza Separada de la Causa 246 de 1936. [6229-202-1].