ALCALDE CÁNDIDO-LUIS GARCÍA SANJUÁN


Mayo de 1946.

Han transcurrido siete años desde el final de la Guerra Civil.

El libro de Actas de Plenos Municipales, señalado con el número 2, contiene 200 folios numerados, correspondientes al periodo comprendido entre el 21 de noviembre de 1944 y 30 de noviembre de 1949.

En el folio 40 vuelto iniciamos la lectura:

En las Casas Consistoriales de la Muy Leal, Noble, Invicta y Muy Benéfica Ciudad, Puerto y Plaza de Santa Cruz de Santiago de Tenerife, Capital de la Provincia de este nombre, a dieciséis de mayo de mil novecientos cuarenta y seis, se reunió el Excmo. Ayuntamiento Pleno en sesión pública extraordinaria, bajo la Presidencia del Excmo. Señor Gobernador Civil de la Provincia don Julio Pérez y Pérez, a quien acompañan ocupando sitios a su derecha e izquierda, respectivamente, los Sres. Presidentes de la Mancomunidad y Cabildo Sres. Don José Maldonado y don Daniel Fernández del Castillo.

Abierta la Sesión por orden de la expresada primera autoridad civil, éste manifestó que el acto tiene por objeto posesionar de sus cargos a los señores que ha designado y que han de constituir la nueva Corporación municipal.

Seguidamente la referida Presidencia entregó al Secretario infrascrito, para su lectura, un oficio que dice como sigue:

Gobierno Civil de la Provincia de Santa Cruz de Tenerife.- Secretaría General.- Ngdº A.L. núm 357.- En uso de las atribuciones que especialmente me han sido conferidas, he resuelto designar a Vd. con carácter provisional, Alcalde Presidente del Ayuntamiento de esta Capital, habiendo nombrado con igual carácter, y hasta que sea confirmada por el Excmo. Sr. Ministro de la Gobernación, la Comisión Gestora Municipal

[folio 41]

en la forma que al dorso se expresa.- En el día de mañana a las trece menos cuarto horas, deberá encontrarse usted con dicha Comisión Gestora en el Palacio Municipal, a donde concurrirá a efectos de darles posesión de sus cargos. Dios guarde a Vd. muchos años.- Santa Cruz de Tenerife, 15 de mayo de 1.946.- El Gobernador Civil  margen, firmado Julio Pérez. Rubricado.- Señor Don Cándido Luis García Sanjuán.- Capital.- Dorso que se cita.- Alcalde, don Cándido Luís García, Primer Teniente de Alcalde, don Rafael Pérez Sánchez Pinedo.- Segundo Teniente de Alcalde, don Julio Hardisson Pizarrozo.- Tercer Teniente de Alcalde, don Emilio Beautell Melendez.- Cuarto Teniente de Alcalde, don Estanislao López de Vergara Larraondo.- Quinto Teniente de Alcalde, don César Casariego Caprario.- Gestores, Don Domingo García López, Don José García Marrero, don Miguel A. Trujillo Carrillo, don Miguel Barreto Pérez, don Arturo Rodríguez Martín, don Daniel Negrón Pérez (Taganana), don Manuel Hernández Fuentes (San Andrés) don Luis F. Rodríguez Torres, don Adalbero Benítez Tugores, don Angel Cruz Fernández, don José Maldonado Calzadilla. Síndico Don Ernesto Lecuona Delgado.

Terminada la lectura de dicho escrito el Excmo. Señor Gobernador Civil manifestó, que quedaban posesionados de sus respectivos cargos todos los señores que había consignado para formar esta Comisión Gestora Municipal.

Usó de la palabra el Excmo. Señor Gobernador Civil y dijo que desde hace varios meses había sido propósito suyo haber

[folio 41vuelto]

sustituido parcialmente la Corporación municipal, pero que al dar cuenta al Ministro de la Gobernación del tiempo de actuación que llevaban la anterior Corporación, se estimó conveniente la renovación total.

Exhortó a todos los nuevos componentes de esta Comisión Gestora para que, como buenos tinerfeños, se den cuenta de lo mucho que hay que hacer para que Santa Cruz sea la Ciudad que todos anhelamos.

Se refirió al nuevo Alcalde y dijo: Que comprendía que una sola persona no puede realizar toda la labor que necesita un pueblo, pero que esperaba que con la ayuda de sus compañeros y del personal municipal, podría hacer mucho por Santa Cruz, siguiendo la obra iniciada por el Ayuntamiento que funcionó en tiempos de la Dictadura de Primo de Rivera.

Hizo el Sr. Gobernador relación de los muchos problemas que hay pendientes de resolución y, concretando, se refirió al gran número de menores que se ven por las calles al que esperaba que la nueva Gestora prestara la máxima atención.

Terminó el Sr. Gobernador dirigiendo un saludo a los señores que integraron la Corporación saliente que no estaban presentes, no obstante habérseles convocado para este acto, agradeciendo al Señor Alcalde saliente los servicios prestados.

El nuevo Alcalde, don Cándido Luís

[folio 42]

García Sanjuán, agradeció al Excmo. Sr. gobernador Civil su presencia en este acto, lo que denotaba el interés que le merecen los asuntos municipales. Se refirió al honor que para él significaba el cargo para que le había designado y, que han desempeñado tantos patriotas tinerfeños, sin olvidar la gran responsabilidad que adquiría, pero que esperaba poder cumplir con su deber contando con la colaboración de sus compañeros y del personal municipal.

Dedicó palabras de elogio al señor Alcalde saliente don Belisario Guimerá, que calificó de gran patriota, Puso fin a sus palabras con manifestaciones de adhesión y lealtad al Caudillo y su Gobierno.

Al terminar sus palabras el Sr. Alcalde se ausentó el Excmo. Sr. Gobernador y los Presidentes de la Mancomunidad y Cabildo Insular.

Después el Sr. Alcalde se posesionó de la Presidencia, ordenando se diera cumplimiento a lo prevenido por la Ley.

* * * * * * * * *

Así fue como tomó posesión de la Alcaldía de Santa Cruz de Tenerife CÁNDIDO LUÍS GARCÍA SANJUÁN.

Desempeñaría el cargo casi cuatro años, hasta el 6 de mayo de 1949, fecha en la cual sería reemplazado por MIGUEL ZEROLO FUENTES.

A pesar de haber sido convocado para este acto, no estaban presentes estos integrantes de la Comisión Gestora saliente:

AGUSTÍN ÁLVAREZ MORALES, ANTONIO ÁLVAREZ ÁLVAREZ, RODOLFO DELGADO GUILLÉN, DOMINGO DE LA TORRE CABRERA, JUAN FERNAUD CRUZ, MANUEL FRANCÉS SUÁREZ, GONZALO CÁCERES CROSA. FRANCISCO HERNÁNDEZ DÍAZ, JOAQUÍN AMIGÓ DE LARA, JUAN LA ROCHE IZQUIERDO, ERNESTO LECUONA DELGADO, JULIO NAVARRO GRAU, JUAN VALLADARES BARBUZANO, VÍCTOR MARRERO GARÍÑAN

A todos ellos se le habían agradecido los servicios prestados.

Resulta llamativa la concreción del Gobernador Civil JULIO PÉREZ PÉREZ, al gran número de menores que se ven por las calles, indicando a la nueva Gestora que prestara la máxima atención al asunto,

Nada relevante, en cambio, resultan las manifestaciones de adhesión y lealtad al Caudillo y su Gobierno.

Era habitual, en aquellos tiempos dictatoriales, demostrar pleitesía al omnímodo  CAUDILLO POR LA GRACIA DE DIOS, que se había apropiado de todo el poder, mediante la fuerza de las armas, tras partir desde Canarias el 18 de julio de 1936.

* * * * * * * * * * *

JULIO PÉREZ PÉREZ estuvo de poncio en nuestra provincia, desde el 28 de octubre de 1943 hasta el 10 de octubre de 1946.

Había sustituido a JOSÉ CLAVERO NÚÑEZ y le sucedería EMILIO DE ASPE VAAMONDE.

BANDERAS REPUBLICANAS EN 14 DE ABRIL DE 1945


[Oficio número 5218-F, sección Justicia, Estado Mayor, con membrete de la Capitanía General de las Islas Canarias, encabezado por el escudo nacional de águila imperial aferrando entre sus garras el Yugo y las Flechas.]

[Texto]

Excmo. Señor

Informado que el pasado dia 14 aparecieron en distintos lugares de esta Capital, expuestas al publico, varias banderas republicanas, lo que obligó a intervenir a Agentes de Policia, dependientes de ese Gobierno Civil, sin que hasta la fecha se haya recibidoen este Centro comunicación oricial alguna, relativa al particular y estimando en principio que tales hechos pudieran ser constitutivos de un delito de los atraidos por la Jurisdiccion, ruego a V.E. me de cuenta de las circunstancias que concurrieron en los mismos, remitiendo en su caso, el atestado que con tal motivo se haya levantado por las Fuerzas que han intervenido en el referido suceso.

Dios guarde a V.E. muchos años.

Santa Cruz de Tenerife, 18 de abril de 1.945.

EL CAPITAN GENERAL ACCTAL.

[Firma rubricada de JOSÉ MARÍA DEL CAMPO TABERNILLA]

 

[Al pie]

EXCMO SEÑR GOBERNADOR CIVIL DE ESTA PROVINCIA

 P L A Z A.

* * * * * * * * * *

El Gobernador Civil destinatario de este oficio era JULIO PÉREZ PÉREZ, quien detentó tal cargo, desde el 28 de octubre de 1943 hasta el 10 de octubre de 1946.

 

El General de Brigada JOSÉ MARÍA DEL CAMPO TABERNILLA, Gobernador Militar de Tenerife, había quedado encargado del despacho de la Capitanía General de las Islas Canarias, durante la ausencia vacacional de su titular, el Teniente General FRANCISCO GARCÍA ESCÁMEZ INIESTA.

El General de Brigada JOSÉ MARÍA DEL CAMPO TABERNILLA moriría en el ejercicio de este cargo, en 24 de octubre de 1945, después de haber sido sometido a intervención quirúrgica, practicada en la noche del día 23 de octubre de 1936, en la clínica del doctor TOMÁS ZEROLO FUENTES.

A JOSÉ MARÍA DEL CAMPO TABERNILLA le habían sido suministradas dosis de Penicilina.

Este antibiótico había sido transportado desde Casablanca en un avión militar norteamericano, que había aterrizado en Los Rodeos el domingo anterior.

La prensa local de la época encomió la concesión y prontitud con que había sido traído dicho medicamento, por gentileza del Cónsul de los Estados Unidos en esta plaza, Mr. Haven.

 

* * * * * * * * * * * *

Mis padres perdieron dos hijas por su imposibilidad para conseguir antibióticos.

La mayor ROSARIO MEDINA SANABRIA, nacida en la Isleta el 6 de enero de 1936, falleció el 10 de enero de 1943, a la temprana edad de siete años.

Apenas medio año después de esta última fecha, en 6 de junio de 1943, mis padres volverían a sufrir la tragedia de ver fallecer a otra hija, con dos añitos, bautizada MARÍA DEL CARMEN, nacida el primero de agosto de 1941.

Yo no tuve oportunidad de conocer a estas dos hermanas, porque era un bebe, ya que yo vine a este mundo el 6 de diciembre de 1942.

FALLECIMIENTO DE TEÓDULO GONZÁLEZ PERAL


Tras larga dolencia, que no hacía presumir tan funesto desenlace, pero agravada últimamente, en la noche del domingo último falleció en esta capital el general honorífico de Estado Mayor, don Teódulo González Peral, causando la triste noticia dolorosa impresión en todos los sectores sociales de Tenerife.

El señor González Peral residía en Tenerife desde hacía muchos años, en que llegó destinado de teniente coronel jefe de Estado Mayor de la Capitanía General. Ascendió a coronel, continuó en dicho cargo, siendo el jefe del Estado Mayor del General Franco durante su mando al frente de la Comandancia Militar de Canarias. Fue un leal y fiel colaborador del Caudillo en la iniciación del Movimiento, acompañándole hasta el momento de embarcar para ponerse al frente de la Cruzada.

Ostentó el señor González Peral el cargo de Comandante Militar de Tenerife en momentos difíciles, adquiriendo su personalidad gran relieve durante la Cruzada Nacional, en una labor patriótica inteligente y de competencia, asumiendo la responsabilidad en los órdenes militar y civil, organizando importantes servicios, entre ellos el envío de tropas a la Península, que constituyó un gran contingente, así como el de radiodifusión que adquirió verdadera importancia y prestando relevantes servicios a la Causa nacional.

A sus excelentes virtudes militares se unía una exquisita caballerosidad y carácter servicial, logrando compaginar sus altos deberes y espíritu de justicia con una marcada benevolencia, atendiendo expresa y tácitamente a cuantos a cuantos acudían a su persona, lo que le granjeó verdadera popularidad, el respeto y la consideración de cuantos cultivaron su trato.

La triste noticia de su fallecimiento ha causado verdadero pesar no sólo en esta capital sino en todas las islas, dado el prestigio de que gozaba el pundonoroso militar, poniéndose de manifiesto en el acto del traslado de sus restos al última morada, que se efectuó ayer, a las cinco de la tarde.

La presidencia familiar la ostentaban los hijos del finado don Fernando y don Jesús, comandante y capitán de Infantería, respectivamente; hijo político, don Orlando Díaz, y teniente coronel de Infantería don Félix Díaz.

Integraban la presidencia oficial el Capitán General, don Francisco García Escámez; Gobernador Civil y Jefe Provincial del Movimiento, don Julio Pérez; señor Gobernador Militar, don Carlos Rubio López-Guijarro; general Subinspector Militar, don Manuel Prieto; Delegado de Hacienda, señor Morales Cambreleng; presidente de la Mancomunidad, señor Maldonado; presidente del Cabildo, señor Lecuona Hardisson; alcalde de esta capital, señor García Sanjuán, y coronel jefe de Estado Mayor señor Sanguino. En la comitiva figuraban los Jefes de Estado Mayor de la Capitanía General, jefes de las distintas Armas y dependencias de la guarnición y numerosos jefes y oficiales de la guarnición. El féretro iba cubierto de coronas ramos de flores.

En la Plaza del Hospital Militar se despidió el duelo, continuando hasta el cementerio el coronel de Estado Mayor señor Sanguino, teniente coronel señor García Machiñena, comandante señor Prada y varios jefes y oficiales.

El féretro fue llevado a hombros en el cementerio por los citados jefes de Estado Mayor y de otras Armas y familiares del finado. En el momento de recibir sepultura el cadáver, el coronel Sanguino pronunció las siguientes palabras:

Excmo. Sr. General D. Teódulo González Peral, siendo contestado con un ¡Presente! por los asistentes al acto.

Muy sentidamente significamos a su viuda, doña Soledad Toral; hijos don Fernando y don Jesús, hijas, hijos políticos, don Orlando Díaz y D. Abelardo Gómez Viñuela, y demás familiares, la expresión de nuestra más sincera condolencia deseándoles la necesaria resignación cristiana para sobrellevar tan irreparable pérdida.

* * * * * * * * * *

El texto anterior ha sido copiado y transcrito de la nota obituaria que con el títular

Fallecimiento del general honorífico de Estado Mayor, don Teódulo González Peral

fue publicada en la cuarta página de EL DIA DIARIO DE LA MAÑANA- ÓRGANO DEL MOVIMIENTO NACIONAL-SINDICALISTA EN TENERIFE, publicado el martes 10 de septiembre de 1946.

La noticia, a dos columnas, va acompañada de una foto del general honorífico Teódulo González Peral, de pie, con uniforme de gala.

Con todo, la noticia ya había sido publicada, en el vespertino LA TARDE, el día anterior, lunes 9 de septiembre de 1946, con un texto algo diferente, pero formato parecido, acompañando la esquela familiar, asimismo a dos columnas.

TEÓDULO GONZÁLEZ PERAL había fallecido en su domicilio de la Rambla General Franco 80, el domingo ocho de septiembre de 1946, de Anemia Plástica, dejando viuda a Soledad Toral Temprano.