CAUSA 330 DE 1937 POR DESOBEDIENCIA GRAVE


K.3,211,712

COMANDANCIA MILITAR DE LAS ISLAS CANARIAS

 13183 – 426 – 13

PLAZA DE LAS PALMAS                                    JUZGADO EVENTUA DE PLAZA N. 8

 C A U S A  N.  330  D E   1937

ENCARTADO: JUAN CALDERIN FABELO.

PRESUNTO DELITO:  DESOBEDIENCIA GRAVE A LA AUTORIDAD.

Ocurrió el hecho : 2 de julio de 1937.

Dieron principio las actuaciones: 15 julio de 1937.

 

JUEZ INSTRUCTOR

SECRETARIO

El Alférez de Artilleria Movilizado

Soldado de Infantería

Don Manuel Palenzuela Curbelo

Martin Bermúdez Valls.

 

Cfr.: Archivo del Tribunal Militar territorial 5.- 13183-426-13.- Causa 12 de 1936.- Cubierta.

Anuncios

UNIENDO DOCUMENTOS A LA CAUSA 337 DE 1936


  • 45 –                   9,155,553

 

PROVIDENCIA DEL JUEZ

CAMPOS MANRUBIA . . . . .

En Santa Cruz de Tenerife a veintiocho de octubre de mil novecientos treinta y siete.

Los acuerdos del Auditor de Guerra y del Fiscal Jurídico Militar de Canarias, a la causa de su razón; juntamente con el oficio remitido por el defensor; póngase éste en conocimiento de la Autoridad Judicial, a los efectos oportunos.

Lo proveyó y rubrica  S.Sª. Doy fé.

[Rubrica de ANTONIO CAMPOS MANRUBIA y firma someramente rubricada de ENRIQUE MARCO DORTA]

DILIGENCIA . . . . . .  Seguidamente se unen los documentos recibidos y se oficia al Sr. Auditor, dándole conocimiento del oficio remitido por el Alférez Defensor. Doy fé.

[Firma someramente rubricada de ENRIQUE MARCO DORTA]

PROVIDENCIA DEL JUEZ SR.

CAMPOS MANRUBIA . . . . .

En Santa Cruz de Tenerife a tres de noviembre de mil novecientos treinta y siete.

Recibido oficio del Ilmo. Sr. Auditor comunicando nombramiento recaído en el Alférez de Infantería Don Manuel Blánquez Fernández, póngase en conocimiento del interesado y únase a la causa.

Lo proveyó y rubrica S.Sª. Doy fé.

[Rubrica de ANTONIO CAMPOS MANRUBIA y firma someramente rubricada de ENRIQUE MARCO DORTA]

Cfr.: Archivo del Tribunal Militar Territorial 5.- 5235-171-29.- Causa 337 de 1937.- Folio 45.

INDAGATORIA DE ANTONIO GONZÁLEZ REYES


INDAGATORIA DEL PROCESADO ANTONIO GONZÁLEZ REYES

En Orotava a nueve de Enero de mil novecientos treinta y siete.- Ante S.S. y de mi el Secretario, compareció el procesado expresado al margen, a quien el Sr. Juez exhortó a decir verdad e hizo las advertencias, y preguntado a tenor del artículo 453 del Codigo, dijo llamarse como ha expresado, de cincuenta y años de edad, casado, propietario, natural del Realejo Alto, vecino de Las Laguna, domiciliado en la calle Marqués de Celada nº 55, hijo de Tomás y de Juana, sabe leer y escribir, y no ha estado nunca procesado.

Por disposición del Sr. Juez se hace constar las señas personales, que son las siguientes, pelo canoso, cejas arqueadas, nariz regular, boca regular, barba regular, estatura un metro y cuatro centímetros.

PREGUNTADO . . . . . . .Convenientemente, dijo que se afirma y ratifica en la declaración prestada, que obra al folio diez de estas actuaciones, y que quiere aclarar que él al decirle a José González y Gonzales que estaba en mejores codiciones que el procesado, por la sencilla razón que su hijo estaba detenido frecuentemente y no podía disponer de su trabajo en la ayuda de sus negocios hasta que las cosas no se aclarasen, a diferencia del hijo de José González que estaba voluntario, por lo cual la familia estaría gustosa, y que no hubo consejos de ninguna clase para que pidiera la desmovilización, pues el de estas cosas no entiende.

PREGUNTADO. . . . . . … Si tiene algo más que decir, manifestó, que no.

En este estado el Sr. Juez dio por suspendida la presente indagatoria, sin perjuicio de ampliarla si lo estimare pertinente, en la que se han invertido treinta minutos, y leida al declarante, por haber renunciado hacerlo por sí, después de ponerle de manifiesto el derecho que le asiste, se afirma y ratifica en ella y la firma con S.S. de lo que doy fé.

[Firmas rubricadas de ANTONIO GONZÁLEZ REYES, RAFAEL GUADALUPE VERDE, y EUGENIO HERRERA MARTIN, declarante, Teniente Juez Instructor, y soldado Secretario, respectivamente.]

 

Cfr.: Archivo del Tribunal Militar Territorial 5.- 3913-159-1.- Causa 632 de 1936 contra ANTONIO GONZÁLEZ REYES.- Folios 13 vuelto.

ACORDANDO PROCESAMIENTO DE ANTONIO GONZÁLEZ REYES


AUTO DEL JUEZ SR. GUADALUPE VERDE

En Orotava acuatrode Enero de mil novecientos treinta y siete.-

RESULTANDO.- Que se inició este procedimiento a virtud de orden del Comandante Militar del Canton, que obra al folio uno de estas actuaciones.

RESULTANDO.-

Que de lo actuado a los folios, siete ocho, nueve, diez, once, doce y trece y vuelto; se desprende, que el paisano Antonio Gonzalez Reyes, ha propalado noticias tendenciosas y contrarias al Movimiento Nacional, influyendo de este modo en la desmovilización del soldado voluntario

13                                                  M.8,879,295

José Gonzalez, hijo de José González y González, al decirle a este, que en Tenerife iban a pasar cosas graves contra el Movimiento Nacional.

.CONSIDERANDO.- Que lo expuesto en el anterior resultando está penado en el artículo sexto del Bando de la Junta de Defensa Nacional, del veintiocho de julio de mil novecientos treinta y seis.

Se acuerda el procesamiento del paisano Antonio Gonzáles Reyes, elevese a prision provisional la detención que sufre. Hagase la notificación correspondiente. Recibase declaración indagatorias. Hagasele constar sus derechos. Solicitese partida de nacimiento del procesado y antecedentes a la Alcaldía y Juzgado Municipal en sustitución de antecedentes penales. Unase un ejemplar del Bando en que se halla incluso el procesado. Librese las correspondientes piezas separadas del testimonio del presente auto para la Autoridad Judicial del Distrito.

Así lo dictó y firma S.S.. Doy fé.

[Firmas rubricadas de RAFAEL GUADALUPE VERDE, y EUGENIO HERRERA MARTIN, Teniente Juez Instructor, y soldado Secretario, respectivamente.]

DILIGENCIA . . . . . . . . . . . .  Seguidamente se cumplimentó el anterior proveidi, doy fé.

[Firma rubricada de EUGENIO HERRERA MARTIN.]

NOTIFICACION . . . . . . . . . . En Orotava a ocho de Enero de mil novecientos treinta y siete.-; siendo las diez de la mañana, teniendo en mi presencia al procesado, Antonio González Reyes, le notifique el Auto en que se acuerda la referida situación con lectura integra del mismo, no fasilitandole copia por no haberlo solicitado; haciendole saber sus derechos; dandose por notificado, firma la presente con-migo el Secretario, de lo que doy fé.

[Firmas rubricadas de ANTONIO GONZÁLEZ REYES y EUGENIO HERRERA MARTIN.]

 

Cfr.: Archivo del Tribunal Militar Territorial 5.- 3913-159-1.- Causa 632 de 1936 contra ANTONIO GONZÁLEZ REYES.- Folios 12 vuelto y 13.

HABÍAN ARRASTRADO A UNA RELIGIOSA Y DADO FUEGO A UNA IGLESIA


11

M.8,879,883

DECLARACION DEL TESTIGO DANIEL PEREZ CABRERA

En Orotava a treinta y uno de diciembre de mil novecientos treinta y seis.- Ante S.S. y de mí el Secretario, compareció el expresado al margen, quien enterado de la obligación que tiene de decir verdad y de las penas señaladas a los reos de falso testimonio, prometió ser veráz en sus manifestaciones y preguntado por las generales de la Ley, dijo, llamarse como a expresado, de cincuenta y seis años de edad, casado, industrial, natural de Moya, Gran Canaria, vecino del Realejo Bajo y vecino del Realejo Alto y que conoce al detenido, Antonio Gonzalez Reyes.

PREGUNTADO . . . . .

Convenientemente, dijo: que hace aproximadamente dos meses, sostuvo una pequeña discusión con Antonio Gonzalez Reyes, en el Realejo Alto, versando la misma sobre los extremos siguientes: que en ocasión de encontrarse en la plaza y charlando con un grupo de amigos, sobre los desmanes que venían cometiendo los marxistas, en Madrid, en donde habían arrastrado a una religiosa y habían dado fuego a una iglesia, cosa que presenció el hijo del declarante, recién llegado de Madrid, el Antonio Gonzalez le dijo, como que no era verdad, que todo eso era pura propaganda, no habiendo tales desmanes por parte de los marxistas, a lo que el declarante, replicó: que tan canallas eran los marxistas como los que los defendían; en estos extremos violentos, siguió la discusión hasta que el mencionado Antonio, le dijo: que por favor, no le dijera más sobre el particular; encontrándose presentes cuando la discusión, variosindividuos de los que solo recuerda, el nombre de don Vicente Gonzalez y Gonzalez y D. Sebastian Diaz González.

PREGUNTADO . . . . . . . .Si tiene algo más que decir, dijo: que no.

En este estado el Sr. Juez dió por terminada esta declaración y leída que fué por él, se afirma y ratifica en ella, firmándola con S.S. de lo que doy fé.

[Siguen las firmas de RAFAEL GUADALUPE VERDE, DANIEL PÉREZ CABRERA, y EUGENIO HERRERA MARTIN, Teniente Juez Instructor, declarante, y soldado Secretario, respectivamente.]

Cfr.: Archivo del Tribunal Militar Territorial 5.- 3913-159-1.- Causa 632 de 1936 contra ANTONIO GONZÁLEZ REYES.- Folio 11.

JESÚS ÁSPERA ÁLVAREZ ABSUELTO


M.8,838,530

40

S E N T E N C I A

En la Plaza de Santa Cruz de Tenerife a veintiocho de Agosto de mil novecientos treinta y seis.

Reunido el Consejo de Guerra Ordinario de Plaza para ver y fallar en audiencia pública y juicio sumarísimo la causa número 150 de 1936, seguida por el presunto delito del articulo 325 del Código Penal Común, contra el paisano JESUS ASPERA ALVAREZ, mayor de edad penal, soltero, natural de Pontevedra, dícese Vigo, vecino de esta Capital, camarero, con instrucción y que no ha sido `procesado. Oidas la lectura de las actuaciones, manifestaciones del procesado, pruebapracticada ante el Consejo e informes del Ministerio Público y Defensa.

RESULTANDO que el procesado paisano Jesús Aspera Alvarez durante varios días después del diez y ocho de julio pasado recorrió diferentes Hoteles de esta Capital, indagando en los mismos los días de franqueo del personal de cocina y procurando la colocación de obreros parados pertenecientes a la Sociedad “La Alianza” de que era Presidente. HECHOS PROBADOS

RESULTANDO que el Ministerio Fiscal en su informe estimó que los hechos no constituían delito y en consecuencia retiró la acusación solicitando la libre absolución del procesado.

RESULTANDO que la defebsa, en el suyo respectivo se adhirió a la calificación legal y petición Fiscal.

CONSIDERANDO que los hechos realizados por el procesado paisano Jesús Aspera Alvarez no constituyen figura alguna delictiva.

Vistos los preceptos de pertinente y general aplicación de los Códigos Penales Militar y Ordinario.

F A L L A M O S : Que debemos absolver y absolvemos libremente al procesado Jesús Aspera Alvarez del delito porque ha sido procesado en esta causa.-

 

[Firmas rubricadas de los siete miembros del tribunal sentenciador]

 

JOSÉ GÓMEZ RUMEU, EDUARDO CALLEJO GARCÍA-AMADO, SEBASTIÁN MARTÍN DÍAZ LLANOS, RAFAEL VILLEGAS ROMERO, PABLO ERENAS MARTÍN, ENRIQUE SUÁREZ DE DEZA Y AGUILAR, JESÚS ANSOCÚA RODRÍGUEZ.

 

Cfr. Archivo del Tribunal Militar Territorial 5.- 3611-149-7.- Causa 130 de 1936.- Folio 40.

 

ACTA DEL CONSEJO DE GUERRA CONTRA JESÚS ÁSPERA ÁLVAREZ


K.3,302,926

 39

ACTA DE CELEBRACION DEL CONSEJO DE GUERRA //

En Santa Cruz de Tenerife a veintiocho de agosto de mil novecientos treinta y seis0 Se extiende la presente en cumplimiento delo preceptuado por el Código de Justicia Militar para hacer constar que siendo la hora señalada se reunió en la sala de actos del Cuartel de Infantería de esta Capital el Consejo de Guerra Ordinario de plaza para ver y fallar la presente causanº. 150 de 193t6 contra Jesús Aspera Alvarez, hallándose constituido el Tribunal de la siguiente forma: Como Presidente el Teniente Coronel Don José Gomez Rumeu; Vocales, los Capitanes Don Sebastian Martin Diaz Llanos, Don Rafael Villegas Romero, Don Pablo Erenas Martín, Don Enrique Suarez de Deza y Aguilar y Don Jesús Ansocua Rodriguez; como Vocal suplente Don Tomás Lluna Gordillo y como Fiscal Don Pedro Doblado Saiz; siendo Ponente el Comandante del Juridico de la Amada Don Eduardo Callejo y García Amado, asistiendo el procesado con su Defensor Don Pedro Cabrera Cruz.

Dada cuenta da la causa por el Instructor en Audiencia pública, fue examinado el procesado que ratificó sus declaraciones sumariales.

Reconocido que fué por los Médicos Militares dictaminaronser mayor de diez y ocho años.

Compa rece seguidamente la testigo Doña Concepción Perez Yanes que ratificó su declaración sumarial para comunicarle que las bases que debían regir eran las antiguas.

Lo hace seguidamente el testigo Agustin Jimenez que ratificó su declaración y expresa que el procesado le dijo que fuera de parte de la Comandancia Militar. En igual sentido declaran los siguientes testigos Francisco Mora Trujillo y Antonio Plasencia y Plasencia quien expresa que al salir del Gobierno Civil el día treinta y uno se encontró al procesado a quien dijo hallarse parado conviniendo en visitar varios hoteles para ver de conseguir trabajo y acudir luego a la Comandancia Mi0litar pata dar cuenta.

Por la defensa fue renunciado el Testigo Manuel Reguei0ra.

Concedida la palabra al Sr. Fiscal retiró la acusación contra el procesado solicitando en su virtud su libre absolución

La defensa, en su turno, se adhiere a la petición Fiscal.

Preguntado el procesado por el Sr. Presidente si tenia algo que manifestar contestó negativamente; quedando reunido seguidamente el Consejo en sesión secreta para deliberar y dictar sentencia; que doy fé.-

El Juez, Secretº del Consejo,

[Firma rubricada de PABLO HURTADO IZQUIERDO]

                         Vº.. Bº.

El Presidente del Consejo,

[Firma rubricada de JOSÉ GÓMEZ RUMEU]

Cfr. Archivo del Tribunal Militar Territorial 5.- 3611-149-7.- Causa 130 de 1936.- Folio 39.